Carreras de barrio o multitudinarias, ¿por qué elegir?

Por carreraspopulares.com - 23/04/2018

En los últimos meses el debate en torno a las carreras vuelve a estar de moda, si es que alguna vez dejó de estarlo. Diferentes “bandos” que defienden diferentes tipos de carreras. Está de moda decir que el running está tocando techo, y que se han “masificado” tanto las pruebas que el número de inscritos va a empezar a bajar. Lo cierto es que, con algunas excepciones, lo normal es que las carreras consolidadas en el calendario tengan un número más o menos estable de corredores en cada edición. Junto a estas, siguen apareciendo en el calendario nuevas opciones de carreras, generalmente más pequeñas y organizadas por clubes de barrio o asociaciones vecinales, las que podemos calificar de manera genérica como “carreras de barrio”.

Sin que sea una clasificación científica, la división entre carreras multitudinarias y carreras de barrio nos sirve para entender una de las discusiones típicas entre runners. Los defensores de las carreras “pequeñas” argumentan que son mejores porque normalmente se puede correr mejor al haber menos gente y se suele decir que “tratan mejor al corredor”, ya que es más normal que, por ejemplo, al terminar la carrera, ofrezcan un avituallamiento más completo que el de las carreras con más participantes. Barbacoas, pizzas o incluso paellas se han llegado a ver en algunas líneas de meta de carreras de barrio. Y es que la carrera de barrio respira familiaridad. Es casi como correr entre amigos. La ventaja de estas carreras es que, para los habituales es una especie de tradición, donde saben perfectamente con quién se van a encontrar, a qué ritmos van a ir los diferentes grupos y con mayor o menor precisión, hasta quién va a ganar.

Las carreras más multitudinarias, generalmente patrocinadas por grandes marcas, representan un tipo diferente de experiencia. Generalmente se suelen incluir servicios que las carreras más pequeñas no tienen, como el hecho de montar una “feria del corredor” donde poder estar al día de las novedades del sector o comprar artículos de running a un precio más bajo. Aunque en el resto de servicios está dejando de haber diferencias. Normalmente, las carreras más multitudinarias eran las que se podían permitir tener marcadores de ritmo en carrera, servicios de guardarropa, más puntos de avituallamiento, animación en carrera... Pero la realidad es que los servicios al corredor en las carreras están empezando a ser muy parecidos. En ocasiones alguna carrera sorprende con una bolsa del corredor más “cargada”, pero es algo que no depende del tamaño de la carrera.

Así que la discusión se está llevando al terreno de la cantidad de gente que corre. Los que llevan más tiempo corriendo suelen ser defensores de carreras más pequeñas, por entender que con pocos participantes la carrera será más cómoda. Aunque no está demostrado, ya que en carreras con más participantes, se suele correr por calles más anchas y no afecta para poder llevar un ritmo determinado. Cuando sale la discusión, se suele decir que las carreras con más participantes son más un festival que una competición. Lo cual no es del todo cierto. Pero si lo fuera, ¿cuál es el problema? En el [ calendario ] tiene que haber todo tipo de opciones, y además no siempre tenemos que tener el objetivo de hacer nuestra mejor marca. Si una carrera, tanto pequeña como grande, nos la tomamos en serio y queremos competir, encontraremos la manera de hacerlo. Y si no, si queremos ir más tranquilos y tomarlo como una fiesta, también podemos hacerlo, sea cual sea el número de runners que nos acompañan por las calles.

En definitiva, que aunque la discusión está servida, la realidad es que es genial que haya tanta variedad en el calendario. Saber cuáles carreras son las idóneas para hacer nuestra mejor marca nos vendrá bien para cuando queramos correr a tope, así como también lo será tener carreras a las que vayamos a divertirnos sin mirar tanto el crono.



Siguenos en:

Tambien te puede interesar

¿Corres este fin de semana? No hagas esto
Chema Martínez Pastor

Una carrera normal o importante puede torcerse si no vamos con la actitud correcta o hacemos algo indebido. ¿Tiene una carrera? ¡NO se te olvide disfrutar!

Corriendo por los puertos míticos(45): Chacaltaya, Bolivia
Jorge González de Matauco

Los chasquis... Su mero nombre hace soñar despierto a cualquier apasionado de la carrera a pie. Corredores-mensajeros por las altiplanicies peruanas y bolivianas durante el Imperio incaico. Rápidos, disciplinados y seleccionados por su discreción y devoción al emperador, corrían por relevos hasta llegar a cubrir entre 200 y 300 kilómetros cada día.

Arthur Lydiard, el hombre que popularizó el ‘running’
Luis Blanco

Fue mucho más que un entrenador. Y su influencia en el deporte popular fue determinante. Los corredores populares deben mucho al neozelandés Arthur Leslie Lydiard.

Fundamentos del turismo deportivo
Sergio Núñez Vadillo

Los eventos deportivos representan una oportunidad de negocio para los empresarios y una ocasión de generar riqueza para los organismos que los promocionan en los espacios que los acogen.

Las mas vistas

El Aquarunning. ¿Qué es y cómo te puede ayudar?
Raquel Landín

¿Tienes una piscina cerca o vives junto al mar? Pues entonces puedes practicar aquarunning. Aprende en qué consiste, cómo se realiza y los beneficios que te aporta si eres corredor/a. Con Raquel Landín

Los 7 pecados capitales en nutrición
Laura Jorge

Son errores clásicos, vale. Pero ¿los evitas? Repasemos esos hábitos que, si los conseguimos eliminar, nos convertirán en personas más sanas. Y vosotr@s, ¿sois pecadores?

La gran mentira que maravilló al mundo
carreraspopulares.com

Cada 24 de septiembre se cumple un año más de un hito en el deporte. El dopaje de Ben Johnson en una carrera que, durante 48 horas, maravilló al planeta entero. Un ídolo fugaz que marcó un antes y un después en la lucha contra el dopaje.

Guía del corredor novato: esclavo de las zapatillas
Mario Trota

Si mi casa se llena de camisetas para correr casi sin darme cuenta, lo de las zapatillas, a su nivel, tampoco es asunto baladí.