El hombre del globo ¿cómo se marcan los ritmos de carrera?

Por carreraspopulares.com - 09/11/2017

Hacen su trabajo en silencio (bueno, algunos no siempre): llegan a la carrera, se sitúan en su cajón correspondiente armados de su globo numerado y se ponen a correr. A simple vista no hacen nada diferente a lo que todos los que nos ponemos detrás de una línea de salida. Sin embargo ellos cumplen una labor muy importante, que es conseguir que muchos atletas populares cumplan sus sueños en carreras en todo el mundo.

No están presentes en todas las carreras, aunque poco a poco nos vamos haciendo a la idea de que están allí, y muchas veces, de forma inconsciente, nos hacen de guía moral o anímico. En un maratón es bastante habitual que estén ahí, marcando el ritmo para miles de piernas. Pero ¿qué hace especial a una persona que lleva un globo flotando por encima de su cabeza?

La dificultad de marcar el ritmo en una carrera

Las liebres o “pacemakers” que las carreras colocan como parte de los servicios a los participantes son una referencia para muchos de nosotros. Resumiendo, su tarea es muy sencilla: tienen que acabar la carrera en un tiempo determinado, llevando consigo un elemento que les hace distinguibles a cierta distancia. No siempre es un globo, a veces es una bandera o un pendón. Otra cosa que les distingue es que llevan a su alrededor una cuadrilla que les arropa y que les sigue, de gente que quiere acabar la carrera en el tiempo que ese globo va marcando. De hecho, algunos corredores se quejan de que su presencia provoca un efecto llamada que se puede traducir en un grupo de gente a la que es difícil adelantar muchas veces.

Si tienes un objetivo de tiempo para una carrera y quieres tener una ayuda extra para no tener que estar mirando continuamente tu reloj o haciendo cálculos mentales, los hombres y mujeres del globo son tus aliados.

Pero tienes que tener en cuenta algunas cosas sobre esta forma de marcar el ritmo en las carreras. La primera es que, debajo de ese globo hay una persona. Eso quiere decir que, aunque lo normal es que estén sean buenos atletas y estén marcando un ritmo más lento del que podrían hacer, ellos también pueden tener un mal día, o hacer mal los cálculos de ritmo. Si te confías del todo en que yendo a su lado harás tu marca, puedes llevarte una sorpresa. Por ello, intenta hacer de vez en cuando alguna comprobación para ver que estás cumpliendo con el plan.

Por otro lado, hay que contar con que las liebres pueden no haber salido al mismo tiempo que tú. En carreras con muchos participantes, puede que quienes vayan marcando el tiempo hayan salido 3-4 minutos antes y si entras con ellos en meta, estarás por encima del tiempo estimado. Intenta calcular este desfase o pregúntales en carrera, para saber si te valen como referencia o debes acelerar un poco para entrar por delante de ellos.

Y, por último, no te obsesiones con llevar el mismo ritmo que ellos. Cada persona es un mundo, y la estrategia que las liebres siguen para cumplir su objetivo no siempre es la que mejor te conviene. Los hay que prefieren ponerse a un ritmo estable y mantenerlo durante toda la carrera. Pero hay otros que comienzan muy rápido para luego ir dejándose caer y acaban más tranquilos entrando en meta. En este caso corres el riesgo de que te “saquen de punto” si vas muy al límite o el objetivo es muy exigente. O al revés, hay veces que empiezan más tranquilos y luego aceleran al final. También hay ocasiones que calculan el ritmo en función del desnivel de la carrera, para tener en cuenta tramos de subida o bajada que saben que les van a hacer variar la velocidad.



Siguenos en:

Tambien te puede interesar

La gran mentira que maravilló al mundo
carreraspopulares.com

Cada 24 de septiembre se cumple un año más de un hito en el deporte. El dopaje de Ben Johnson en una carrera que, durante 48 horas, maravilló al planeta entero. Un ídolo fugaz que marcó un antes y un después en la lucha contra el dopaje.

El dorsal de las carreras: nuestro traje de superhéroe
carreraspopulares.com

¿Quién no se ha puesto un dorsal y las piernas se han puesto a correr solas? Cuando vamos a carreras, no sólo nos cuesta menos correr, sino que desarrollamos una serie de poderes extraordinarios que nos convierten en mejores runners... O casi siempre.

Filípides no corrió 42 kilómetros y 195 metros... ¿y qué más da?
carreraspopulares.com

¿Alguien se imagina un maratón de 40,000 kilómetros? ¿Sería tan mítica la prueba si hubieran dejado esta distancia? ¿Y si esa no fuera la distancia que corrió el mensajero griego? Lo que hace especial el maratón son muchas cosas, pero probablemente la distancia exacta no sea (¿o sí?) una de ellas.

Atletas que debieron pasar a la historia: Maureen Wilton Mancuso
Chema Martínez Pastor

Que una joven de 13 años bata el récord del mundo de maratón es algo impensable hoy en día. Sin embargo, hace 40 años, casi al mismo tiempo que Kathrine Switzer reivindicaba los derechos de la mujer en el Maratón de Boston, ocurría algo sorprendente en algún lugar de Canadá...

Las mas vistas

La decisión de correr nuestro primer maratón
David Calle

Correr es una actividad que para muchos de los que la practican supone una superación de límites, una búsqueda continua de ´ir más allá´. Pero hay que dar todos los pasos y no precipitarse. Y participar en un primer maratón es algo serio. Es el tema de este artículo de David Calle.

¿Cómo escoger tus zapatillas de running y no morir en el intento?
carreraspopulares.com

Elegir unas zapatillas de running supone para muchos un verdadero quebradero de cabeza. Decenas de marcas, miles de modelos, una jerga muchas veces difícil de comprender.

¿Cuándo debemos jubilar nuestras zapatillas?
Luis Miguel del Baño

Por mucho cariño que les tengas, tus zapatillas tienen una vida útil. A partir de una determinada cantidad de kilómetros o cuando ha pasado un cierto tiempo desde la compra, sus cualidades ya no son óptimas para el running. Buscamos a un técnico que nos diga cuánto nos duran en buenas condiciones.

Las legumbres en la dieta del deportista
Carolina Villalba

Las legumbres son las grandes olvidadas en la dieta del deportista. Las recomendaciones generales establecen que se deben consumir entre 2 a 4 raciones a la semana. Una ración debe oscilar entre 60 y 80 gramos en crudo. Estas son las recomendaciones que nos deja la nutricionista Carolina Villalba.