Maratones alternativos, piratas y misteriosos

Por José Manuel Torralba para carreraspopulares.com

La aparición del COVID19 en nuestras vidas, y la sensación de que ha llegado para quedarse y transformar muchos de nuestros hábitos, ha hecho que el mundo de la maratón también se vea trastocado. En este nuevo mundo, los que queremos seguir experimentando lo que es correr una maratón de verdad (una maratón virtual, es muy meritoria, pero muchos pensamos que eso no es una maratón), las maratones alternativas suponen una gran oportunidad de sentir “otras sensaciones”. En estas maratones, a la dificultad de la prueba en sí misma, hay que añadir dificultades vinculadas a recorridos pequeños (con muchas vueltas), o recorridos agrestes y muchas veces mucha y auténtica soledad (aquí sí que existe la soledad del corredor de fondo). A cambio, mucho cariño por parte de los organizadores, y mucho compañerismo. No es fácil saber cuándo y dónde se celebran estas maratones. Normalmente se corre por invitación, y la distribución de la información es restringida. Pero a poco que empieces a moverte en este apasionante mundo, llegará un momento en el que alguien te ofrezca esta posibilidad.

Partiendo de la base de que no hay “maratones pequeñas”, porque TODAS tienen 42.195 metros, muchos corredores de maratones nunca han experimentado correr una maratón alternativa, pirata, clandestina, misteriosa, casera... y realmente no saben lo que se pierden. Son maratones que no tienen el glamour de una Major, o de cualquier maratón multitudinaria. Pero tienen otros valores, a lo mejor menos tangibles, pero que llenan y satisfacen tanto o más que los que tienen esas otras maratones mal llamadas “grandes”.

Javi Sanz, corredor de maratones, “centenario”, creó en España el llamado “club de los cien” , es decir, de aquellos corredores que han corrido más de cien maratones. Para pertenecer al club, esas 100 maratones han de cumplir una serie de requisitos. Por supuesto que las grandes maratones entran, pero también las llamadas maratones alternativas , siempre que cumplan esos requisitos :
1) maratones organizadas, con dorsal,
2) un recorrido diseñado por el organizador,
3) avituallamientos,
4) línea de salida y meta,
5) salir juntos más de tres corredores,
6) trofeo o medalla.

En este ranking no se contabilizan las maratones virtuales. Aunque son poco conocidas, se organizan muchas maratones alternativas, que cumplen estas reglas, y que se pueden contabilizar para el ranking del “club de los cien”. Yo he tenido la suerte de completar alguna de estas maratones y he de decir que me han generado un nivel de satisfacción equivalente al de correr cualquier maratón de las llamadas “grandes”.

Mi maratón alternativa preferida (y primera que he corrido) la organizó el mismísimo Javi Sanz hace ya siete años (se pueden encontrar crónicas tanto en mi blog como en el de Javi ) y fue una experiencia magnífica, fuera de serie. La maratón recorría, en circulo y saliendo de Tres Casas (Segovia), el centro de Segovia, la pradera de Valsaín, los jardines del Palacio de la Granja... un recorrido espectacular y muy duro con el que nos atrevimos dos docenas de corredores amigos.

Pero el COVID ha puesto en valor estas maratones. Recientemente he corrido, en este periodo maldito sin carreras oficiales, otra maratón alternativa. En este caso organizada por David, un amigo corraliego en un bulevar anexo al complejo deportivo de Valdebebas. Cuarenta vueltas a un circuito medido de poco más de un kilómetro. Cuatro corredores. Y lucha contra la distancia, la soledad, la monotonía y, en este caso, la lluvia. Otra experiencia más que positiva.

En un momento donde no hay carreras, estas maratones son un auténtico regalo. Y en estas condiciones de pandemia son perfectas: grupos muy pequeños, manteniendo distancias de seguridad, lugares apartados, etc. Merecen la pena y, además, no existe hoy por hoy otra manera de correr una maratón. Si te interesa correr una, tienes que andar listo, bucear en los foros, entrar en grupos de chat de corredores, paginas específicas de Facebook... y ten cuidado, que enganchan.

SOBRE EL AUTOR

José Manuel Torralba
Catedrático de Ingeniería de Materiales en Universidad Carlos III de Madrid


1.358

Articulos relacionados

Reportajes Todas las excusas que quieras para no salir a correr
Reportajes Diario de un corredor: Maratón de San Sebastián
Reportajes La frustración frente a la cancelación de una Maratón

También te puede interesar

Reportajes Cuando estoy lesionado
Reportajes Los 6 errores que cometemos los corredores y deberíamos evitar

Las más vistas

Nutrición La energía del chocolate
Reportajes El amigo que siempre corre rápido