Aprovecha el verano: deja la tecnología en casa cuando salgas a correr

Por carreraspopulares.com - 29/07/2019

Lo bueno de correr es que la propia actividad va cambiando cada vez que la realizamos. Aunque hagamos el mismo recorrido, el mismo entrenamiento o llevemos una equipación más o menos parecida, cada vez que salimos a correr vivimos una experiencia distinta. Por supuesto que el entorno juega un papel fundamental, pero también nuestro propio cuerpo. Las sensaciones pueden variar en función de nuestro estado de forma o anímico. ¿No te ha pasado nunca que salgas a hacer la misma distancia con pocos días de diferencia y algo que te costó muy poco trabajo la vez anterior te acaba costando sudor y lágrimas acabar?

Cada vez que nos ponemos las zapatillas vivimos una experiencia nueva. Esto ocurre aunque no lo queramos, así que imagínate las posibilidades que se pueden plantear si encima, aplicamos cambios de forma consciente a nuestra forma de disfrutar el running. Por ejemplo, esta idea que hoy te queremos plantear: queremos que salgas a correr sin más tecnología que la de tu cerebro.

¿Qué mejor época que el verano, cuando cuesta más salir a correr por culpa del calor y cuando posiblemente no tengamos objetivos a corto plazo que nos obliguen a estar midiendo nuestras carreras? Vamos a aprovechar estos días para hacer una desconexión, tanto mental como física, y vamos a tratar de volver a hacer del correr algo puro, plenamente personal.

Es verano: cuantas menos cosas llevemos, mejor.
Es verano: cuantas menos cosas llevemos, mejor.

Escucha a tu entorno

Si habitualmente sales a correr con tu móvil y aprovechas para escuchar música o tu podcast favorito, te proponemos que pruebes a hacerlo sin auriculares por unos días. Simplemente avanza y disfruta de las sensaciones que la naturaleza o el entorno por el que corres te transmite. O aprovecha para pasar tiempo contigo mismo. Piensa, canta en tu interior... haz cosas que normalmente no haces. Puede que te lleves una grata sorpresa cuando veas que correr sin música no sólo no es aburrido sino que se convierte en una experiencia distinta.

No midas los kilómetros

Si no estás corriendo para alcanzar un objetivo, ¿qué sentido tiene medir los kilómetros o el tiempo que estás corriendo? Es cierto que mirar, cuando acaba el año, el total de kilómetros recorridos es una tentación muy grande y que tenemos la sensación de que necesitamos registrar cada paso que damos. De algún modo pensamos que si no lo registramos es como si no existiese, cuando en realidad es al revés. Si corres sin dejar marca en un registro, se tratará de una carrera que ha sucedido donde tiene que suceder: en ti. Y ahí seguro que deja más huella que nunca.

No midas el ritmo

Tampoco necesitas saber qué ritmo llevas o cuánto tiempo has estado corriendo. Lo más puro que puedes hacer es salir a correr por sensaciones. Pasar tiempo corriendo sin mirar el reloj nos hace aprender mejor cómo está respondiendo nuestro cuerpo al esfuerzo. Puedes ponerte como objetivo llegar hasta cierto punto o calle, pero nada cambiará en tu ejercicio si tardas cuarenta o cincuenta minutos en completar ese recorrido. Y, por qué no decirlo, liberarnos por unos días de la esclavitud de los minutos por kilómetro hará que cuando volvamos a ponernos el GPS demos menos importancia a su presencia, quitándonos presión.

No te hagas fotos

Estarás pensando que si sales sin el móvil, no podrás hacerte una foto en ese lugar tan bonito por el que has corrido durante las vacaciones. ¿Y qué? Abre tus sentidos y disfruta en directo de lo que estás viviendo. Vas a tener muchas oportunidades de tomar fotos bonitas durante tus vacaciones, no hace falta que las tomes corriendo. Y si lo que quieres es enseñarle a los demás los lugares tan bonitos que has visto, a veces una buena descripción es más evocadora que una foto.



Tambien te puede interesar

Los baños de las carreras populares
Mario Trota

Es un elemento tan indispensable como controvertido en las carreras. Pero entrar en ese cubículo de plástico de reducidas dimensiones a veces se convierte en una misión tan dura como la propia carrera.

Consejos para empezar a correr en septiembre
Gema Payá

Para vagos, principiantes o para quienes buscan sacar tiempo de sus agendas. Septiembre es un momento ideal para convertir el running en una sana costumbre. Miss Leggins Run os aconseja cómo conseguirlo.

¿Qué son las maratones “Major”? ¿Cómo se consigue un dorsal para una “Major”?
José Manuel Torralba

El selecto grupo de las maratones más importantes del mundo en inicio estaba formado por Nueva York, Boston, Chicago, Berlín y Londres. Posteriormente incluyeron Tokio y pasaron a llamarse ´Majors´ ¿Quieres conocer la historia completa?

No hay nada malo en presumir de tus tiempos
carreraspopulares.com

Cruzar una línea de meta habiendo hecho marca personal es digno de darlo a conocer. Presumir está bien, porque para eso nos esforzamos. Siempre que se haga de una manera justa y sin desmerecer a los demás. ¿Por qué no?

Las mas vistas

Ejercicios de core que no conocías
Raquel Landín

Quizás ya sabías que trabajar nuestro cinturón abdominal (core) es muy útil para aguantar erguidos y firmes cuando pasan los minutos de carrera. Quizás conocías la plancha y algunos otros ejercicios básicos, pero mira cuántas variantes te proponemos. Si los consigues hacer, tendrás unos abdominales de acero. Eso sí, ¡ves poco a poco!

¿Qué es el drop de una zapatilla? Todas las respuestas
carreraspopulares.com

Lo habrás escuchado mil veces, pero ¿sabes realmente lo que es el drop de una zapatilla? ¿Para qué sirve y qué influencia tiene en tu carrera? Los profesionales de Running Company Madrid resuelven todas tus dudas.

Carreras nocturnas: después de correr, ¿hay que cenar?
May Luján

En verano hay muchas carreras nocturnas. Muchas de ellas acaban a horas intempestivas. Se te habrá pasado la hora de cenar cuando cruces la meta, pero ¿debes cenar algo aún así? ¿Cuáles son las pautas de alimentación correctas?

¿Cuántas carreras puedo correr al mes?
Luis Miguel del Baño

Ponerse un dorsal y participar en una carrera es algo genial. El ambiente y la emoción crean momentos únicos. Pero ojo, puedes correr en tantas carreras como quieras, pero con cabeza. No vayas a tope en todas, si no, puedes caer en un sobreentrenamiento o estancarte en tu progresión.