BUSCA TU CARRERA

Tenemos 170 eventos a tu disposición

Descubre el manual de los suplementos alimenticios

Por carreraspopulares.com

 

Con todos los beneficios que podemos encontrar en los suplementos alimenticios, es necesario conocer cuáles son sus aportes, la manera de incorporarlos en la dieta diaria y obtener el máximo potencial de ellos. En muchas oportunidades, aunque asumamos un estilo de vida saludable, hay algunos alimentos que consumimos, que no nos aportan los nutrientes y vitaminas que necesitamos, por lo que, debemos recurrir a los suplementos alimenticios y compensar la carencia de ciertos, que son vitales para que nuestro organismo funcione eficientemente.

Si te sientes fatigado la mayor parte del día, o sientes que no puedes alcanzar el rendimiento habitual en tus rutinas, puede que haya una deficiencia de alguna vitamina en tu organismo. Hoy en día, existen muchas opciones en suplementos que pueden cubrir estas carencias que la alimentación regular no logra compensar en todos los casos, por lo que, te invitamos a explorar esta guía sobre los suplementos alimenticios para usarlo con éxito y mejorar tu calidad de vida.

¿Para qué son los suplementos alimenticios?

Tal y como lo indica su nombre, un suplemento no es más que una ayuda para nuestro organismo, incorporando vitaminas, minerales o nutrientes específicos que son absorbidos con mayor facilidad por nuestro cuerpo. No deberían ser ingeridos como único recurso energético, pues el objetivo es complementar la ingesta de los nutrientes a través de la dieta correcta que se ajuste a nuestro esquema de vida. Es por este motivo que se requiere siempre de consultar con un especialista antes de incorporar un suplemento en nuestra dieta y conseguir resultados mucho más favorables para nuestra salud.
 
Los suplementos no generan efectos secundarios, ni implican riesgo para la salud de quien los consume, pues están elaborados a partir de extractos vegetales, alimentos deshidratados, concentrados de frutas o hierbas. Los suplementos de mayor calidad se encuentran enriquecidos con vitaminas y minerales que aportan lo indispensable para que nuestro sistema funcione a la perfección, con un sistema inmune más fuerte.

Son ideales cuando se practica algún deporte o hay un consumo excesivo de energía en nuestra rutina, por lo que es probable que en ciertas condiciones el consumo de alimentos no logre proveernos de esa energía tan indispensable que requerimos para poder cumplir con éxito dichas tareas. Si posees una mala nutrición, entrenas durante largos periodos o estás sometido a elevados niveles de estrés durante el día, la inclusión de un suplemento puede colaborar positivamente para que recuperes tu bienestar.
 
La importancia del médico en esta situación

El consumo de cualquier medicamento o suplemento natural debe ser supervisado por un especialista, ya que, aunque el riesgo de sufrir efectos es bastante bajo, es necesario evitar cualquier reacción desfavorable. Básicamente, el punto positivo de estos suplementos destaca en el hecho de poder compensar las deficiencias nutritivas que se evidencian en una dieta incorrecta.
Cuando no contamos con los minerales, vitaminas y nutrientes necesarios, la funcionalidad de nuestro organismo se ve afectada, y es aquí cuando comienzan a generarse las enfermedades. Como ya hemos mencionado, los suplementos han sido desarrollados para complementar, no para sustituir, por lo que, bajo ningún concepto, podemos adoptarlos como única fuente de nutrientes.

Ahora bien, analizando la ingesta de suplementos desde un punto de vista objetivo, es necesario destacar que, como cualquier otro medicamento o fármaco, si se consumen en exceso, pueden generar efectos adversos. Como recomendación, invitamos a no sustituir otros medicamentos por suplementos, y ante cualquier reacción irregular de nuestro organismo, debemos detener su consumo y consultar con nuestro médico.
 
Cuando ingerir suplementos alimenticios

Una persona que no experimenta ningún tipo de sensación irregular en el cuerpo, no siente fatiga y tiene un buen desempeño en sus tareas, puede que no requiera de suplementos alimenticios. Sin embargo, a pesar de que no se muestren signos de deficiencia, puede que nuestro organismo esté trabajando con una exigencia superior a la recomendable.
 
Tomarlos como prevención puede ser una buena idea en algunos casos. Sin embargo, los especialistas recomiendan no ingerir suplementos si se lleva un estilo de vida sano y ponemos en práctica buenos hábitos, como dormir suficiente, hacer ejercicios y no consumir alimentos altos en azúcar y sodio.

Los suplementos surgen como una alternativa viable, cuando la persona experimenta un comportamiento irregular en su organismo. Este es el producto de la deficiencia de un nutriente, por lo que, la participación del médico será fundamental para indicar el suplemento correcto en función a los estudios realizados.

Otro aspecto importante que podemos mencionar es el tiempo durante el cual consumimos un suplemento, ya que por largos periodos, dado que la salud no puede apoyarse únicamente en el consumo de suplementos, puesto que, lo ideal es que exista una correcta combinación entre la dieta saludable y estos.

Suplementos alimenticios más populares

 - Magnesio: Es un mineral que permite mejorar la regulación de la función intestinal y aporta un mejor funcionamiento del sistema nervioso. Adicionalmente, permite relajar los vasos sanguíneos y provee huesos y músculos más fuertes.
 - Creatina: Es ideal para quienes se someten a largas rutinas de entrenamiento físico o requieren un retardo en la fatiga muscular. Aunque su presencia natural se encuentra en las carnes rojas, puede que adoptarlo como suplemento garantice resultados más eficientes.

 - Vitamina C: Si queremos un sistema inmunitario fuerte, la inclusión de la vitamina C como suplemento puede aportar beneficios impresionantes. La vitamina C permite tener una piel sana y articulaciones más fuertes.

 - Calcio: Con el paso del tiempo nuestros huesos se debilitan, por lo que, el calcio es uno de los suplementos más populares. El sistema óseo requiere de soporte, y es precisamente en el consumo de este suplemento que podemos encontrarlo.

 - Probióticos: Cuando optimizamos el funcionamiento de nuestros intestinos, podemos apuntar a una mejora considerable en nuestra salud. Los probióticos permiten mejorar la flora bacteriana y garantizan una mejor absorción de nutrientes.

La adquisición de los suplementos es bastante sencilla en estos días, ya que puedes comprar en línea y estudiar en detalle los aportes que cada uno de ellos tienen para la salud. Sin duda, es una práctica que puede aportar beneficios notables que mejoran la calidad de vida en proporciones increíbles.

 


37.596

Articulos relacionados

Nutrición La paradoja del ejercicio
Salud Los alimentos funcionales, fuente de salud para el deportista
Nutrición ¿Qué tengo que comer después de un entrenamiento?

También te puede interesar

Nutrición Lo que SÍ puedes comer en Navidad
Nutrición Opiniones FiveStars: Te lo contamos todo al detalle

Las más vistas

Reportajes Historia del podio: gloria a los tres primeros
Actualidad I AQUARUN COSLADA, 15 de septiembre de 2024